¿Crisis económica ? +Educación + Patrimonio Cultural de cine español

Educación y cultura combaten la brecha económica y ayudan al diálogo y a la esperanza.

viernes, 13 de julio de 2012

Elefante Blanco Lleida - Me gusta lo que no se toca



Los hay que siempre hemos “sacado” un cero en conducta.

No, no es verdad; yo siempre me porté bien en la escuela, lo que sucede es que siempre me hubiera gustado portarme un poco mal: para llamar la atención.
Y es que muchos hacen lo que sea para conseguir que alguien les mire, les hable, incluso les grite.
No sé si los verdaderos protagonistas del “Elefante Blanco” quieren llamar la atención o tal vez (tal vez seguro) huir de la realidad.
La realidad no le gusta a “Monito” él tiene nombre y le gusta pero... solo como “Monito” ha conseguido llegar a ningún sitio.
Cuando de la potente luz de la ciudad abierta (Nicolás está allí porque le gusta el sol –aquí va un guiño triste-), el joven director nos hace entrar en la penumbra ruinosa del edificio; ya se nos encoje el corazón.
La sucesión de pantalla negras...
¿Qué nos querrán decir o...
qué nos están callando?
Ese perro famélico y cojo, dando vueltas –pocas- sobre si mismo, no va a ninguna parte.
Y la lluvia, a los niños, les ayuda a jugar.
No, no es agradable.
No, no me gustó (y espero que entendáis qué pretendo decir).
No, no esperéis a una tarde de lluvia para ver esta tremenda película.
Necesitaréis una buena dosis de ánimo para verla, para verla y aprender y –sobre todo y ante todo- para aprehenderla.
Esto es así y no es fútbol, ni circo, ni hay pan.
Y nuestros viernes de dolor que se repiten inexorablemente desde hace medio año nada son (aunque duelan) frente al Elefante y por eso y por muchas otras cosas más:

¡tenéis que ir y ver!
¡Valor y al Elefante!

Hoy se está estrenando
es viernes y
luce el Sol

NB. El "pase" por Lleida dejó en "la botigueta" de Arrels; 182 latas de sardinas, atún, foie-gras, aceitunas, espárragos... 12 botes de cristal -llenos- de garbanzos y lentejas, 2 medios quilos de pasta y una lata de... Coca Cola desacomplejada.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada